concejos para ayudar a la salud

DOS COSAS IMPORTANTES  PARA AYUDARNOS CADA DIA A DEPURAR EL HIGADO

 

 

Llegó el Otoño y también uno de los mejores momentos para vaciar el hígado de sus residuos junto con la primavera y su fuerza ascendente. Ahora tenemos la misma fuerza en sentido inverso, y por eso podemos aprovechar para sacar todo lo que tengamos alojado en el órgano de la purificación orgánica y emocional: el higado. The Liver es el gran depurador y de paso nos da la vida. Os recomiendo dos cosas muy breves:
1ª .- Desayunad TOSTADAS CON ACEITE DE OLIVA (y con tomate también si queréis), y os estarés ayudando a limpiar un poco cada día el higado. Si éste órgano fundamental para la salud no recibe cada día el estímulo de la grasa ¡no se autolimpia! Por eso las dietas hipocalóricas provocan piedras e insuficiencia del mismo. Todo está pensado en la naturaleza, veréis, cada vez que la grasa entra al duodeno el higado suelta su bilis y con ello también las sustancias excrementicias que la acompañan, y que son producto de su depuración metabolica. Sí, la liberación de bilis conlleva liberación de tóxicos del hígado. Por eso hay que estimularlo cada día con grasas (animales o vegetales) para activar su autovaciado y su autolimpieza. Lo mejor, por la mañana con una o dos cucharadas de aceite, lo qeu llamé minilimpiezas hepáticas, pero éste otro modo de tomar las cucharadas de aceite es con pan tostado. ¡Está buenísimo! y de paso favorecemos su limpieza cada día, poco a poco. Un desayuno sano y depurativo, para empezar el día sin congestiones de bilis...


2ª.- Otra cosa que os recomiendo son las flexiones de tronco cada día, mejor antes de las comidas, ¿por qué? Pues porque al realizarlas diariamente ejercemos una compresión-vaciado sobre este órgano que es como una esponja. Las flexiones le hacen mucho bien, y es el mejor masaje que podemos brindarle porque ayuda a limpiarlo cada día (y te fortalece los músculos al mismo tiempo). Los estiramientos del yoga favorecen mucho a los tendones (muy relacionados con el hígado) pero quizá lo mejor para éste sean las flexiones de tronco, las abdominales, y también de pie. ¿Cuántas? las que puedas, 20-30-40. Irán en incremento según os ejercitéis.

Escribir comentario

Comentarios: 0